Quienes estamos implicados en tareas de acompañamiento, sea de la índole que sea, siempre acogemos con alegría algún libro que nos ofrezca alguna luz complementaria en el arte de acompañar. Hoy proponemos dos libros: el primero un libro sobre acompañamiento pastoral que aportará mucho a cualquier persona que haga acompañamiento. El segundo, un libro con función ‘biblioterapéutica’ que se puede recomendar a muchos de nuestros acompañados.
Acompañamiento espiritual es un texto profundo, riguroso, ordenado, complexivo y práctico que trata sobre el acompañamiento en el ámbito pastoral o evangelizador (pero que puede aprovechar a quienes se interesan por el acompañamiento en general porque, si bien uno de sus fundamentos es el de la antropovisión cristiana y la teología cristiana, otro es el de las aportaciones de la psicoterapia y las diversas corrientes terapéuticas).
Tras una fundamentación en este sentido, trata de elementos claves en todo acompañamiento (relaciones fraternas, diálogo, etapas de todo acompañamiento) para terminar con la referencia a diversos contextos de acompañamiento: un acompañamiento en el que hay que derivar a un especialista, un acompañamiento como relación de ayuda, acompañamiento para la maduración, acompañamiento familiar, acompañamiento para el perdón y acompañamiento de la vida cristiana. El texto, escrito por Antonio Ávila, está en la editorial PPC y ha sido editado en 2018.

 

25 lecciones para ser infeliz, escrito en clave de humor, nos muestra los caminos por los que, queriendo ser felices, nosotros mismos logramos nuestra infelicidad. Con una antropología personalista y una psicología humanista como telón de fondo, se presenta como texto divulgativo de gran poder biblioterapéutico para aquellos a quienes acompañamos.
Comienza analizando los medios que ponemos para malograr nuestra vida: la inmadurez, vivir sin identidad, sin sentido, como adultescente, sin vínculos comunitarios fuertes, de modo individualista. A continuación, se adentra en las actitudes que se toman y que aseguran una infelicidad duradera: aumentar los problemas con la imaginación, aferrarse al pasado y no abrirse al futuro, no aceptar el dolor, cultivar la torpeza emocional o anestesiarse (con nuevas tecnologías, con el fútbol, con viajes…)
Por último, se muestra lo mucho que de hecho hacemos para promover en nosotros trastornos psicológicos como la ansiedad, las fobias o la depresión, que nos aseguran la infeliidad. Estamos ante un libro de ‘psicología inversa’, de divertida ironía, escrito por Xosé Manuel Dominguez Prieto y editado por PPC en 2018.

Pin It on Pinterest

Share This